klm-slider

EL SUEÑO DE UNA AVIACIÓN SOSTENIBLE KLM apuesta por un modelo de negocio ecológico y responsable

05/08/2018

La aerolínea KLM se ha propuesto demostrar que la aviación sostenible no es un sueño utópico. La Compañía Real Holandesa de Aviación apuesta por un modelo de negocio responsable, a través de la implementación constante de medidas para reducir el impacto ambiental de sus actividades.

El coste medioambiental del transporte aéreo ha sido objeto de debate en los últimos tiempos. Afortunadamente, las cosas están cambiando y grandes compañías de aviación como la holandesa KLM han dado ejemplo en los últimos años de que se puede hacer, y mucho, en este sector por reducir la huella de sus actividades en pro del medio ambiente.

klm-1KLM cuenta con una importante política social responsable y contribuye al desarrollo de los territorios donde opera. El objetivo de la compañía es conseguir una reducción del 20% de emisiones de CO2 para 2020 en comparación con los niveles de 2011. Una meta que espera alcanzar gracias a distintas acciones, como la renovación de su flota, el uso de biocombustible, la priorización del uso de vehículos eléctricos para circular por las zonas aeroportuarias, la mejora de la eficiencia en sus operaciones, el desarrollo de un diseño ecológico o el reciclaje de los envases de productos servidos a bordo.

KLM se ha propuesto demostrar que la aviación sostenible no es un sueño utópico

El logotipo KLM Takes Care representa el compromiso de esta compañía aérea con su responsabilidad social corporativa, traducida en numerosas iniciativas, como:

El uso de biocombustile. De hecho, KLM fue la primera compañía aérea del mundo en operar vuelosklm-2 comerciales con biocombustible, en 2011. Desde entonces, ha operado cientos de vuelos con una mezcla de biocombustible derivada del aceite tradicional. Además, es la única compañía aérea del mundo que ofrece un programa de cliente corporativo, KLM Biofuel, que permite a los viajeros de empresa realizar una parte de sus viajes en vuelos alimentados con biocombustible.

La aerolínea holandesa ha sido pionera también en volar con cabinas sin papel (reduciendo la documentación de a bordo y remplazándola por iPads, mucho más ligeros, lo que a su vez permite ahorrar combustible), sustituyendo los asientos por modelos más ligeros y utilizando bandejas fabricadas con polipropileno.

La Compañía Real Holandesa de Aviación cuenta con una política social responsable y contribuye al desarrollo de los territorios donde opera

KLM hace extensible este compromiso de reducir el impacto ambiental de sus actividades a proveedores y contratistas. Así, los productos y servicios de catering ofrecidos a bordo de los vuelos de KLM son también responsables. Solo se sirve café producido y comercializado de manera sostenible, con certificado 100% UTZ. Incluye en su catering pescado con eco-etiquetas MSC o ASC. Fue la primera compañía aérea europea en retirar de su catering el pollo y los huevos criados y producidos en masa. Además de solicitar a todos sus proveedores el evitar el aceite de palma, y si no existe alternativa, que sea sostenible con certificado RSPO.

klm-3Proyecto KLM Árboles
Uno de los proyectos más comprometidos de la compañía en territorio español es la campaña “1 billete, 1 árbol”, puesta en marcha a principios de 2018 en España y Portugal, para contribuir a la recuperación de la masa forestal de la Península Ibérica después de los numerosos incendios que asolaron ambos países el pasado año. En los meses de enero y febrero de 2018, los clientes de la compañía que adquirieron un billete a través de www.klm.es, contribuyeron a la plantación de un árbol en algunas de las zonas donde se desarrolla la reforestación en España. En dicha campaña se plantaron más de 7.000 árboles. En el mes de junio se ha vuelto a lanzar la campaña, para reforestar el próximo otoño distintas zonas de Cataluña, Andalucía, Comunidad Valenciana y Madrid.

Una prueba más del compromiso medioambiental de esta compañía, empeñada en cumplir con su anhelo de una aviación sostenible.