viajes-slider

CHONGQING Una ciudad de contrastes

10/04/2019

No tiene el aire cosmopolita de Shanghái, con su espectacular malecón junto al río, el Bund y sus decenas de rascacielos. Tampoco el sabor milenario de Pekín, con sus caprichosos palacios construidos por emperadores aún más caprichosos… Pero Chongqing, en el interior de la China profunda, junto al mítico Yangtze -el río más largo de Asia y el tercero del mundo- “amenaza” a una y otra con sus planes de desarrollo.

Algunos datos indican que Chongqing ya es la ciudad más poblada de China y la de mayor crecimiento del mundo. Y eso que no lo tiene fácil, porque esta urbe, conocida como la “ciudad de montaña”, está, en efecto, construida entre montañas, en el intrincado hueco que dejan las aguas del Yangtze y el Jialing, creando calles y carreteras estrechas y empinadas. La ciudad es un caos de tráfico porque se entrecruzan vías a distinto nivel formando bucles de hasta 360 grados, mientras los edificios ocupan los pocos huecos de terreno restantes. Pero, pese a la dificultad orográfica y la velocidad con que se mueve la ciudad, la vida en Chongqing es tranquila.

Como en todas las ciudades chinas, el contraste entre lo antiguo y lo moderno es permanente. Mientras las empinadas y laberínticas calles de Chongqing están permanentemente atascadas por vehículos de alta gama, en muchas aceras a las puertas de los mercados y estaciones se agrupan cientos de “bang-bang”, el apodo de los porteadores con el torso desnudo que llevan mercancías con varas de bambú.

A orillas del Yangtzé, junto a la presa de las Tres Gargantas, Chongqing es la ciudad que más crece del mundo

viajes1El contraste entre lo viejo y lo vanguardista también se aprecia en lugares de visita obligada como Ci Qi Kou, que literalmente significa “Pueblo de porcelana”, por la numerosa artesanía de este tipo que allí se creab0a y vendía (entre ellas, las célebres de las dinastías Ming y Qing). Hoy sigue conservando el aspecto de aldea, pero se ha convertido en un gran bazar donde se vende de todo y donde también se pueden encontrar infinidad de puestos de comida, salones de té, talleres de bordado Shu y fabricantes de collares de perlas recién extraídas de gigantes ostras de río.

Un carácter similar en cuanto a su arquitectura tiene Hongyadong, que sirvió como fortaleza militar en el pasado y hoy es un recargado conjunto de casas sobre pilotes que se apoya en un acantilado sobre el Yangtze. Su interior es un conglomerado de tiendas y restaurantes, y punto de cita obligado de cualquier turista. Cuando cae la noche, las lámparas y linternas de tonos cálidos iluminan el conjunto.

La parte moderna de la ciudad se muestra en las orillas del Yangtze y el Jialing, y es especialmente bella al caer la noche, cuando la niebla permanente se diluye y los edificios se iluminan como una gigantesca pantalla publicitaria. Los dos ríos se unen en el muelle Chaotianmen, de donde parten los cruceros hacia las Tres Gargantas y también los barcos que hacen el recorrido nocturno de la ciudad. Las coloridas luces de los edificios a lo largo de la orilla, de los barcos en el río y de las estrellas en el cielo, forman una encantadora vista nocturna.

Chongqing está construida entre montañas, en el intrincado hueco que dejan las aguas del Yangtze y el Jialing, creando calles y carreteras estrechas y empinadas

Al otro lado del río se encuentra Jiefangbei CBD, una zona peatonal y el distrito comercial más próspero y activo del oeste de China. En medio está el Monumento a la Liberación del Pueblo, la imagen más característica de Chongqing.

Estando en China es imprescindible visitar con respeto algunos de sus templos, como Huguang Guil o Laojun Cave -el mayor y más importante templo taoísta- o el de Huayan, en medio de un enorme parque y con un lago donde se celebran festivales de barcos engalanados al estilo tradicional.

Pero los lugares de mayor interés están fuera de la ciudad. El principal es el parque de tallas en roca de Dazu, donde más de 50.000 figuras talladasviajes2 demuestran las habilidades más exquisitas, y donde también podemos encontrar más de 100.000 caracteres chinos de inscripciones y epígrafes. Además de Dazu, hay media docena de conjuntos de tallas en el condado. En 1999, las tallas de roca de Dazu se clasificaron como Patrimonio de la Humanidad.

El contraste entre lo viejo y lo vanguardista se aprecia en lugares como la preciosa aldea de Ci Qi Kou

Después de tantas visitas apetece un poco de relajación. Para ello nada mejor que el Southern Hot Springs Park, construido en 1927, en las afueras de Chongqing. Cuenta con unos 110 baños y tres piscinas, todas ellas de aguas termales a distintas temperaturas, que fluyen entre verdes colinas cubiertas de bosques, arroyos límpidos y manantiales de cristal, magníficas cascadas y cuevas aisladas.

No se puede abandonar Chongqing sin saludar a uno de sus habitantes más famosos: el oso Panda. En el Parque Zoológico de Chongqing hay más de 200 especies de animales y 1.000 aves, entre ellos el Yakin, el argali, el tigre del sur de China, el gato dorado, el leopardo nublado y el elefante asiático, pero, sin duda, los principales protagonistas son la docena de pandas que lo habitan y que sirven de símbolo de este fascinante rincón de la China profunda.